Skip to content

Luz directa para iluminar espacios

15/07/2011

En el planteamiento general de la iluminación de espacios privados y públicos como tiendas, observamos una gran diferencia entre nuestra manera de proyectar y la que se nos propone desde el Norte.

Es curioso que en zonas meridionales donde abunda las horas y días de sol, queramos reproducir intensidades con luminarias artificiales, abusando de focos empotrados, horribles downlights, feos halógenos y un exceso de contaminación y consumo lumínico innecesario.

En las luminarias que proyectan marcas y diseñadores nórdicos la constante son las pantallas mayoritariamente en metal que dejan salir la luz de manera directa o indirecta pero muy focalizada, sin generar lo que se llama una luz de ambiente. Diseños de clásicos como Louis Poulsen, Arne Jacobsen o Jorn Utzon han inspirado ideas actuales como proponen, sin ir más lejos, los daneses Muuto.

 

 

La búsqueda de ambientes acogedores, es cierto, condicionados por el frio invierno nórdico, ha hecho desarrollar gran número de diseños que focalizan la salida de luz. La combinación de varias lámparas es la que genera el ambiente e ilumina el espacio. Según el momento del día se encienden una o más, así de sencillo.

 

Uno de las nuevas propuestas que llegan desde Suecia, Wastberg, tiene un manifiesto muy interesante que quizás resume el modo actual de entender la luz que se tiene en Escandianvia.  Os traducimos un extracto:

“…El hombre comenzó a sobre-iluminar las habitaciones y pasillos. La iluminación general se calibró para las áreas que necesitan más luz. Demasiadas áreas recibieron demasiada luz. El hombre se sintió deslumbrado e irradiado. El hombre ya no se sentía cómodo ni seguro. Una de las personas afectadas (un sueco) comenzó a razonar a sí mismo. ¿Qué pasaría si se suavizase la iluminación general, y se utilizase la iluminación directa cuando sea necesario en su lugar? Una solución de iluminación más funcional, más económica, más eficiente energéticamente, más flexible y más estética se produciría..”


Procuremos no malgastar energía para sobre-iluminar los espacios. La mezcla de distintas lámparas tiene en si mismo un valor estético y permite hacer combinaciones de intensidad y efectos de luz que se adapten a la necesidad del momento.

Sólo lograremos atmósferas acogedoras y eficientes energéticamente con luz directa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: